¿DONDE SE REALIZA EL ROSARIO POR ESPAÑA?

¿DONDE SE REALIZA EL ROSARIO POR ESPAÑA?

POVEDILLA (ALBACETE): El día 12 de cada mes, a las 18:00 horas. Placeta de la biblioteca.

ALICANTE: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de la Santa Faz (Detrás del Ayuntamiento).

ALMERÍA: El día 12 de cada mes, a las 18:00 horas. Plaza de San Sebastián (Junto a la Inmaculada).

BURGOS: Día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Paseo Sierra de Atapuerca. (Monumento a Santo Domingo de Guzmán).‏

TRUJILLO (CÁCERES): Día 12 de cada mes, a las 20:15 horas. Plaza de San Miguel.

CARTAGENA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza del Rey.


CASTELLÓN: El día 12 de cada mes, a las 20:30 horas. Plaza de las Escuelas Pías (Junto a la Iglesia de la Trinidad)

CÓRDOBA: El día 12 de cada mes, a las 19:00 horas (En Invierno) y a las 20:00 horas (En Verano). Plaza Conde de Priego (Frente a la Iglesia de Santa Marina).

CUENCA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de España.

GASCUEÑA (CUENCA): El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de España.

GRANADA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Carrera del Genil (Frente a la Basílica de Ntra Sra de las Angustias).

HUELVA: El día 12 de cada mes, a las 19:00 horas. Calle Puerto (Frente a la Inmaculada).

CARTAYA (HUELVA): El día 12 de cada mes, a las 19:00 horas. En la puerta de la Iglesia del Apóstol San Pedro.

LA CORUÑA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Cuesta de San Agustin (Junto a la Iglesia de San Jorge).

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA: El día 12 de cada mes, a las 19:00 hora local, 20:00 hora peninsular. Plaza de Santa Ana, frente a la Catedral.

LOGROÑO: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Confluencia de C/Vara de Rey con Av Gran Via. (Junto al antiguo Banco de España).

MADRID: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de Colón (Junto a la bandera).

MÁLAGA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza del Obispo (Junto a la Catedral).

ALCALÁ DE HENARES (MADRID): El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de las Bernardas, junto al Palacio Arzobispal.

MURCIA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de la Cruz (Junto a la Catedral).

PALENCIA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de la Inmaculada (Junto a la Catedral).

SALAMANCA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de la Parroquia de la Virgen de Fátima.

SEGOVIA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Postigo del Consuelo (los últimos arcos del acueducto, sobre la muralla).

SEVILLA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza del Triunfo (Junto a la Catedral).

VALENCIA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de la Almoina (Lateral de la Basílica de la Virgen).

VIGO: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza de Compostela.

ZARAGOZA: El día 12 de cada mes, a las 20:00 horas. Plaza del Pilar (Junto a la Virgen).

viernes, 18 de octubre de 2013

HISPANIA LUX MUNDI VS HISPANIA IN TENEBRIS

A lo largo de los Siglos, son muchos los ejemplos de Naciones cristianas que han caído en desgracia en un momento determinado de su historia seducidas por los susurros del Maligno. Ejemplos de esto son: Francia tras la Revolución masónica-jacobina, Méjico bajo la tiranía del masón Plutarco Elías, o la misma España bajo el Gobierno ilegítimo del Frente Popular, que acabó originando la gran tragedia que supuso nuestra Guerra Civil.

 Quizás, el ejemplo más conocido por su cercanía histórica y por su magnitud universal, es el de Rusia. El derrocamiento de la monarquía cristiana, y la posterior caída de una gran Nación como Rusia en manos de una ideología materialista y atea como era el comunismo, provocó que hasta la Madre de Dios bajase de los cielos con un mensaje urgente dado a unos humildes pastorcitos de Portugal, con el cual, se advertía a la humanidad entera de la urgencia de la conversión de dicha Nación. La Madre de Dios, sabía perfectamente de las consecuencias nefastas que la instrumentalización de un país tan poderoso como Rusia por parte del mal, traería también para toda la humanidad.

Se puede comprobar a través de la historia, que cuando el mal ataca a un país siempre lo hace siguiendo los mismos patrones. El Demonio siempre usa las mismas mentiras y estratagemas, con las seducciones propias de la idiosincrasia del hombre de cada época o lugar.

Los mecanismos por los que una Nación cae bajo el influjo de las fuerzas del Infierno los podríamos resumir en las siguientes tres fases:

1º - Se produce un enfriamiento de la Fe, los buenos sin abandonar del todo su buen camino se relajan en las costumbres dando lugar a la tibieza en sus corazones, los malos siguen siendo malos pero se envalentonan en su maldad, de esta manera empiezan a esparcir su veneno ante la relajación generalizada de la sociedad, al principio de manera sibilina, conforme su éxito aumenta lo van haciendo de manera cada vez más abierta y descarada.

2º- Cuando Satanás logra apartar los corazones de las gentes de su Creador, presenta su plan de pecado con un aspecto seductor, ya sea en forma de sistema ideológico que venga a colmar las aspiraciones de los pueblos, ya sea en forma de pseudoespiritualidad que venga a llenar el vacío de los hombres que han expulsado a Dios de sus corazones. Satanás nos conoce, y sabe que engaño proponer en cada momento en base a las miserias propias del corazón humano de cada época. Aunque en formas diversas, la tentación siempre es la misma, la de una vida autónoma de Dios, la auto divinización del hombre en un paraíso terrenal sin Dios y con el pecado como máxima aspiración social.

3º- Cuando el pecado ha logrado extender su influjo en toda la sociedad, el malo se endurece en su maldad, la gran masa de tibios producto de la relajación de costumbres buscan el camino fácil, siguen la corriente apoyando los patrones sociales promovidos por los agentes del maligno y aceptan doctrinas y principios perversos con tal de vivir una vida cómoda en relativa tranquilidad, mientras tanto, los buenos tienen que luchar en un entorno hostil para no caer en la corriente general que lleva a la perdición, esta es la fase en la que se produce la corrupción del bien. El Evangelio nos enseña que cuando alguien que ve la Luz de Dios, vuelve a sus tinieblas, su estado último viene a ser peor que el primero, la seducción primera con que Satanás presentó su plan de pecado empieza a mostrar su verdadera cara en forma de trágicas consecuencias, ejemplos hay muchos: crisis consecuencia de sistemas económicos egoístas y usureros, disturbios civiles o terrorismo por la propagación del odio entre las clases, etnias o territorios, frustración ante la falta de perspectivas de futuro , etc. Cada modelo basado en el pecado produce un desorden en ese mismo campo donde actúa.

4º- Cuando el pecado muestra sus consecuencias en forma de Guerra, Hambre, Crisis, Muerte, etc., el hombre siempre se plantea dos caminos en su corazón:

- Admitir su culpa, hacer penitencia, y reparar el mal para que desaparezcan la consecuencia del mismo.
- Endurecerse en su mal, tomar una actitud soberbia, culpar a los demás de su situación y buscar la responsabilidad del desastre en todos menos en uno mismo. Este camino conduce rápidamente a la desesperación, primero individual, después colectiva.

Es en este punto cuando Satanás usa como marionetas a las ingentes masas humanas que han caído en la desesperación movidas por la soberbia, el odio y la incapacidad de reconocer su culpa y de buscar soluciones basadas en Dios. Podemos ver a lo largo del S. XX, que de este tipo de desesperación colectiva han surgido los grandes movimientos materialistas, ateos, y paganos, que asolaron física y espiritualmente a Europa y al Mundo entero dejando un reguero de destrucción que costó cientos de millones de muertes y dejó muestras de un grado de crueldad por parte del ser humano nunca visto hasta ese momento.

España en una encrucijada histórica.

La situación actual de España, es hoy peor que la de aquellas Naciones que en el pasado cayeron en el abismo de las desesperación consecuencia del pecado, hablamos de una Nación que hasta hace poco era Luz del Mundo, Evangelizadora de pueblos y Patria de la Inmaculada Concepción; hablamos de una Nación que ha dado a grandes místicos como San Juan de la Cruz o Santa Teresa de Ávila a la Iglesia Católica, hablamos de una Nación que con las miserias propias de esta humanidad, se mantuvo siempre fiel a la Cruz y a nuestro Señor a lo largo de la historia.

España es un país que hace aproximadamente medio Siglo, comenzó un camino hacia su apostasía formal , no voy a exponer aquí los mecanismos por los que los enemigos de Dios han llevado a nuestra Patria a su actual situación, porque sería muy largo de explicar, pero el caso es, que hoy España ha dejado de ser una Nación católica para convertirse en lo peor que se puede ser, una Nación apostata que después de abrazar la Verdad de Dios ha entregado su alma al paganismo, al desorden y a la inmoralidad.

Las consecuencias de esta trágica apostasía, ha sido la adopción de políticas en todos los ámbitos de la sociedad basadas en el pecado. Llevamos décadas promoviendo la inmoralidad en la Sociedad, en la Economía, en la Educación, en la Familia, y en definitiva, en todos los ámbitos de actuación humana que puede tener un país. Como consecuencia de la extensión del pecado, ha sobrevenido primero una crisis moral sin precedentes, donde la destrucción de la Familia, el asesinato de los niños por nacer, o la promoción de los vicios sexuales y desordenes de todo tipo, han tenido como consecuencias una crisis generacional, otra crisis demográfica y por último, una crisis material que tiene su máximo exponente en una recesión económica que ha dejado a más de seis millones de personas en la calle.

Los males de España, no solo se han extendido por nuestro suelo, la promoción del aberrosexualismo o del aborto ha traspasado nuestras fronteras y ha llegado a los pueblos hermanos de Hispanoamérica, que siempre han tenido a la Madre Patria como espejo y como ejemplo a seguir en su devenir histórico. Donde antes se exportaban misioneros, Santos, Fe, amor y esperanza, ahora se exporta el vicio, las degeneraciones sexuales, el aborto o el libertinaje. Así, la corrupción espiritual de España no solo es un mal nacional, sino que es un mal Universal que he llegado ya a los pueblos que antaño estuvieron bajo la tutela de nuestro Imperio.

¿Y ahora qué?

Como ha pasado tantas veces en las que una Nación se ha enfrentado a una crisis existencial, se levantan las voces de tres corrientes de pensamiento bien definidas.

1º- Los que quieren que todo siga igual: Es decir, aquellas personas que han vivido de este sistema corrupto, que se han beneficiado económica o socialmente de la decadencia generalizada, y que por tanto tienen interés en seguir haciéndolo. En este grupo podemos ver a la masa de políticos afines a la partitocracia que con sus políticas han propiciado el mal generalizado, a las elites económicas y financieras que se han enriquecido apoyándose en el pecado de la usura y de la estafa para ello, y al resto de lacayos afines que en los diferentes ámbitos de la sociedad se han aprovechado de la desgracia y de la ignorancia de las gentes.

2º- Los que quieren que todo vaya a peor: Son los voceros del odio, aquellos buitres que se arremolinan en torno al cadáver para desgarrar y rapiñar los restos ya pútridos del cuerpo en descomposición, hablamos del cadáver de la Nación Española que quiere ser dividido, desgarrado y triturado para el disfrute de los alimañas carroñeras de nuestro tiempo. En este grupo, se enmarcan los voceros del mal de siempre, que vienen a proponer los mismos sistemas fallidos ya caducos consistentes en la promoción del odio entre las clases sociales, los territorios de la Nación o cómo no, hacia la Fe del pueblo (La Iglesia Católica).

3º- Los que quieren que todo vaya a mejor: Por último, están aquellos (habitualmente los menos), que han visto las causas del desastre, que han aprendido la lecciones de los errores cometidos, y que quieren reparar los males que han llevado a la Nación a la situación límite que vive. Son los que claman en el desierto contra la crisis moral, por una legislación en base a los valores cristianos de nuestra Patria, por la promoción de la natalidad y de la educación como garantía del futuro, aquellos que luchan por la abolición de los grandes males del aborto, del divorcio, de las injusticias sociales, económicas y políticas, del egoísmo fraticida y del mal en sus diferentes expresiones.

Conclusiones.


Para España solo hay un camino que lleva a la salvación, y ese camino pasa por volver a recuperar la Fe Católica como pilar central del vigor espiritual de nuestro pueblo, recuperar un espíritu de caridad y fraternidad entre las gentes y los pueblos que componen España, y ser fieles a la Doctrina Social de la Iglesia para evitar las injusticias en los ámbitos económicos, sociales y políticos que son el sustrato donde crecen las ideologías del odio y la soberbia. Solo este camino puede llevar a España a su salvación, España será católica o será escombros y esto dependerá de si vuelve o no al Dios que la constituyó como Nación cristiana en la historia.

Por: Antonio Moreno (Coordinador del Rosario por España)

No hay comentarios:

Publicar un comentario